12 oct. 2016

Gelatina de Leche y Melocotón

Hola amig@s, después de tantas semanas sin publicar, por fin regreso. No tenia intención de hacer tan largo el descanso veraniego, pero unos u otros motivos impedían mi regreso. Ahora ya estoy aquí de nuevo y feliz de retomar esta pasión que tanto me gusta.
Os traigo una receta muy, muy sencilla aunque no lo parezca.
Toda la magia de esta tarta esta en el espectacular molde, que hace que parezca una tarta sofisticada cuando en realidad es todo lo contrario.
Hacia tiempo que le tenia ganas a uno de los moldes de la marca Wilton y por fin tengo uno, la verdad es que no me ha defraudado, solo he echo tres recetas con él y todas han salido perfectas.
Estoy muy contenta, deseando hacer más recetas y publicar sus resultados, ja,ja,ja.
Esta receta la vi en Instagram y me llamo tanto la atención que enseguida fui a buscarla, su autora es Biljana del Blog  Mis Dulces Joyas y utiliza este mismo molde así que no dude en hacerlo.
Es un postre delicioso y como dije antes muy sencillo, no necesita ni horno, este verano lo he echo varias veces una de ellas para una reunión de amigas y fue todo un éxito.


 Ingredientes:
Para la gelatina blanca:
  • 300 gr de Leche Condensada
  • 400 ml de Leche Evaporada
  • 200 ml de Nata para Montar 
  • 100 ml de Agua Fría
  • 20 gr de Gelatina en Polvo Sabor Neutro
Para la gelatina de melocotón:
  • 480 gr. de Melocotón en Almíbar (ese era el peso que ponía el bote )
  • 125 ml de Agua
  • 25 gr de Azúcar Blanco
  • 100 ml de Agua Fría
  • 20 gr de Gelatina en Polvo Sabor Neutro


Elaboración:
-En primer lugar hacemos la gelatina de melocotón y para ello trituramos el melocotón que tendremos escurrido, hasta hacer un puré.
-En un bol pondremos los 100 ml. de agua y disolver la gelatina en ella, dejarla unos minutos reposar para que se empape bien en el agua.
-Con el azúcar y los 50 ml. de agua hacer una especie de almíbar, poner a cocer y cuando el azúcar se haya disuelto y comienze a hervir añadir el puré de melocotón, revolver y dejar que la mezcla se caliente sin que llegue a hervir, apartar.
-La gelatina que teníamos a hidratar poner unos segundos al microondas hasta que se vuelva liquida (con 10 segundos bastara), añadirla al puré de melocotón y mezclar bien, reservar.

-Para la gelatina blanca en un bol pondremos los 100 ml. de agua y disolver la gelatina en ella, dejarla unos minutos reposar para que se empape bien en el agua.
-En un cazo mezclar la nata, la leche condensada y la leche evaporada y calentar hasta que la mezcla se haya unido y este un poco caliente (no debe hervir ) apartar.
-Calentar la gelatina que teníamos a hidratar unos segundos en el microondas (con 10 segundos bastara) y añadir a la mezcla de leche, mezclar con unas varillas hasta que la gelatina se haya integrado bien en la mezcla.
-Aquí están las dos mezclas.


-Para montar la tarta engrasar un molde con aceite suave y llevar al congelador 5 minutos.
-Con un cucharón poner un poco de la mezcla blanca y llevar al congelador de 10 a 12 minutos.
-Sobre la gelatina blanca poner un poco de la mezcla de melocotón y llevar de nuevo al congelador, pero esta vez por 20 o 25 minutos.
-Seguir igual hasta acabar con las mezclas, es mejor que controlemos las cantidades para que la ultima capa sea blanca.
-Dejar en la nevera hasta que haya cuajado, mejor toda la noche.
-Para desmoldarla, la sacaremos de la nevera un rato antes y con mucho cuidado despegaremos la parte superior del molde, lo pondremos boca abajo y dejaremos que caiga por su propio peso, tardara unos minutos, pero saldrá bien.








Notas: La gelatina entre capa y capa tiene que estar cuajada pero no solida, pues si no al desmoldar se despegaran las capas, si la presionamos con el dedo estará firme al tacto pero blandita.
La añadiremos con un cucharón lentamente y lo mas pegado posible a la capa anterior para no romperla.
No os preocupéis con la gelatina que tenemos en los cazos, que no se cuajaran en el tiempo en espera, si se pusiera un poco mas espesa no tenemos más que calentarla unos segundos y ya volverá a estar liquida.
Para desmoldarla Biljana, introduce unos segundos el molde en agua templada para despegarla.
Yo ese método no lo recomiendo pues la primera vez lo hice así y se licuo un poco la primera capa de gelatina, a temperatura ambiente y paciencia sale bien.





20 jul. 2016

Smoothie de Bayas del Verano

Esta receta lleva esperando a ser publicada un par de semanas y por unas u otras razones no tenia tiempo de redactar la receta y poner las fotos más bonitas.
La receta es sencilla y refrescante, ideal para estos calores que nos agobian, un postre rápido de hacer y sin necesidad de horno, que no apetece encenderlo en esta época.


Ingredientes:


  • 150 gr. de Bayas Mixtas Congeladas (yo tenia arándanos y frambuesas)
  • 300 ml. de Leche de Soja
  • 1 Cucharada de Miel 
  • Nata Montada para decorar



Elaboración:
-Poner las bayas sin descongelar junto con la leche de soja y la miel en una batidora.( La que yo use es de brazo, pero vale también de vaso)
-Triturar hasta obtener una mezcla espesa.
-Poner en copas y adornar con nata montada, servir inmediatamente.




Como se ve la receta no puede ser más sencilla, es ideal para tener un postre riquísimo en un momento y quedar bien si llegan visitas inesperadas, ja,ja,ja.
Con esta receta me despido hasta que pase el verano, voy a aprovechar la playa que la tengo cerca, del sol que por aquí es escaso y coger fuerzas para el regreso.


Os deseo que disfrutéis del verano y de las vacaciones y por favor "Ser Muy Felices"












24 jun. 2016

Galletas de Limón y Aceite

Hola, no puede ser que tenga este blog tan abandonado y con lo que me gusta hacer postres, pues hoy lo soluciono publicando estas ricas galletas de limón, que además son hechas con aceite en vez de mantequilla.
Me llamo mucho la atención que no se utilizara mantequilla, y que el aspecto fuera igual que las otras, así que con lo galletera que soy, visto y hecho, galletas con sabor a limón y sin mantequilla.


Ingredientes:

  • La Ralladura de un Limón
  • El Zumo de un Limón (en la foto hay dos pero sabían demasiado a limón )
  • 100 gr. de Azúcar Glas
  • 80 gr. de Aceite Suave
  • 350 gr. de Harina de Repostería
  • 1 Yema de Huevo
  • 1 Sobre de Levadura de Postres (yo utilice "El tigre" ).



Elaboración:
-Batir la yema con el azúcar glas, cuando empiece a montar y la mezcla blanquee añadir el aceite, seguir batiendo.
-Añadir la ralladura de limón y el zumo ( si el limón es muy fuerte añadir solo la mitad )
-Añadir la levadura y batir.
-Seguimos añadiendo la harina que tendremos tamizada y pondremos poco a poco (dependiendo del zumo que le pongamos necesitara toda la harina o menos.
-La masa resultante tiene que quedar blanda pero que no se pegue a los dedos.
-Envolver en un film y dejar reposar en la nevera 30 minutos nada más.
-Una vez pasado el tiempo, estirar la masa con el rodillo y cortar con el cortador que tengamos.
-Precalentar el horno a 180º C. y horneamos las galletas de 10 a 15 minutos, depende de cada horno, cuando veamos que los bordes empiezan a tomar color ya estarán listas.
-Como al enfriar endurecen, si las dejamos demasiado en el horno después estaran demasiado duras.
-Dejar enfriar en una rejilla.






-Se puede decorar con azúcar glas o con una glasa de limón, por ejemplo, a mi personalmente me gustan más así limpias y con alguna forma.
-Con estas cantidades salen dos bandejas como la de la foto, pero ya sabemos lo que pasa cuando horneamos galletas, que a todas no les da tiempo de llegar a las fotos, ja,ja,ja.
-La receta la encontré en el blog  "El Taller de los Dulces" 



Espero que os haya gustado y deseo que seáis felices.


26 may. 2016

Bizcocho de calabaza y calabacín

Hoy nos toca bizcocho, pero que bizcocho!!
Me encanta hacer repostería y me gusta mucho cuando entre sus ingredientes lleva verdura, ya tengo publicado el bizcocho de Chocolate y Calabacín receta Aquí y también el de Calabaza Aquí y pensé si ambos me gustan por separado como van a estar de buenos si los junto, pues riquísimo y feo esta que yo lo diga pero tengo que ser sincera con vosotros.
Fácil, rico y sano, yo que queréis que os diga no pido más, bueno si una buena infusión con un trozo de bizcocho y soy feliz.
Vamos a la receta sin más preámbulos.
He separado las dos masas para que sea aun más fácil de hacer.



Ingredientes para la masa de chocolate con calabacín:
  • 300 gr. de Calabacín con piel limpio y triturado
  • 125 ml. de Aceite de Girasol
  • 200 gr. de Azúcar
  • 250 gr. de Harina
  • 50 gr. de Cacao puro en polvo ( tipo Valor )
  • 1 Cucharadita de Levadura de Repostería
  • 1 Cucharadita de Vainilla ( yo no tenia y puse un sobre de azúcar vainillado )
  • 1 Pellizco de Sal



Ingredientes para la masa con calabaza:

  • 200 gr. de Calabaza Asada
  • 100 gr. de Harina
  • 100 gr, de Almendra Molida
  • 100 gr. de Azúcar 
  • 2 Huevos
  • 1 Sobre de Levadura tipo Royal



Elaboración:
-En primer lugar asamos la calabaza, al horno o como hice yo en el microondas, (si lo cortamos en cuadrados en 9 o 10 minutos estará lista.)
-La hacemos puré con un tenedor o si lo queréis mas fina con un pasa purés y reservamos.
-Separamos las claras de las yemas y batimos estas ultimas con el azúcar hasta que blanqueen y doblen su volumen
- Añadimos la calabaza e integramos bien.
-Mezclamos la harina con la almendra y la levadura e incorporamos mientras seguimos batiendo.
-Por ultimo montamos las claras a punto de nieve y las incorporamos con movimientos envolventes.
-Reservar mientras hacemos la masa de chocolate y calabacín.

-Para ello trituramos el calabacín que estará bien lavado y con su piel.
-Mezclar todos los ingredientes con una varillas hasta integrar todo (podemos hacerlo con batidora pero no es necesario pues con las varillas se hace en un momento)
-La masa tendrá una pinta como con grumitos, no pasa nada, tiene que ser así. Reservar.

-Precalentamos el horno a 180º C calor arriba y abajo, y mientras preparamos un molde, mejor si es con agujero central pues al ser una masa húmeda ayuda a que se haga mejor por el centro.
-Primero ponemos la masa de chocolate y a continuación la de calabaza.
-Introducir en el horno y cocer unos 45 minutos (esto es relativo, pues cada horno es distinto y cada una conoce el suyo) cuando al pincharlo con una brocheta esta salga limpia ya estará listo.
-Sacarlo del horno y dejarlo dentro del molde 5 minutos, así nos será más fácil desmoldar, dejar enfriar completamente en una rejilla y listo para disfrutar.













El corte es espectacular y el sabor ni os cuento.






 Espero que os haya gustado y deseo que seáis felices.


12 may. 2016

Tarta de Chocolate con Nata y Fresas

Hoy vamos a preparar una tarta que en cuanto la vi me enamoro y no pude resistir en hacerla, hace unas semanas publique una parecida con el bizcocho normal de vainilla, pero tengo que decir que con el primer bocado de esta ya subí directamente a los cielos, pensaréis  ¡ que exagerada es esta Manoli ! pues no tenéis mas que hacerla para comprobar que no me equivoco nada y si no me creéis os dejo una frase de mi hijo cuando la probo ( ya conocéis lo critico que es muchas veces) dijo...."Has logrado el equilibrio perfecto entre los tres ingredientes principales de la tarta"
Ahí queda eso, ja,ja,ja. 
La receta no es mía se la vi a mi querida amiga Raquel del blog Mi Diversión en la Cocina ya he copiado más de una vez sus recetas, todas me gustan y todas están riquísimas, sus pizzas son famosas y sus postres exquisitos, ella es un encanto, tuve el placer de conocerla hace una semanas al igual que a su familia y pasamos un día estupendo y divertido que espero repetir.
Vamos con la tarta que no puede ser más fácil.


 Ingredientes:

  • 1 Bizcocho de Chocolate (yo hice el que hizo Raquel y su paso a paso es perfecto Aquí esta su enlace)
  • 500 gr. de Fresas
  • 400 ml. de Nata para Montar
  • 100 gr de Azúcar ( para la nata )


 Aquí el centro del bizcocho, esponjoso y jugoso.


 Elaboración:
-En primer lugar hacemos el bizcocho y lo dejamos enfriar. No aconsejo hacerlo el día de antes pues al llevar chocolate tiende a apelmazarse y entonces lo tendremos que humedecer con algún almíbar. Si lo hacemos y lo dejamos enfriar en una rejilla en una hora ya lo podremos cortar y utilizar.
-Lavar las fresas y dejar escurrir.
-Montamos la nata con el azúcar.
-Cuando el bizcocho este frío cortarlo por la mitad en sentido transversal ( Raquel en este punto lo baña con almíbar pero a mi me pareció un bizcocho tan jugoso que no lo hice y nos gusto mucho como quedo ) lo dejo a vuestra elección.
-Poner por encima una abundante capa de nata y a continuación las fresas que habremos troceado ( reservar las mejores para la decoración )
-Tapar con la otra parte del bizcocho y cubrir con el resto de la nata.
-Adornar al gusto con las fresas que tenemos reservadas.
-Dejar en la nevera un par de horas para que los sabores se asienten y a disfrutar.






 El corte es de divino, por eso fui al cielo  ;-))



El remate de la tarta no es exacta a la original, pues Raquel le da un baño de chocolate a la parte superior de la tarta y hay pega las fresas, adornando con una guirnalda de nata todo alrededor.
Yo entre que no tenia en ese momento chocolate para fundir y la impaciencia para probarla cuanto antes, me salte ese final. Pero de rica ya os digo que esta igual.
Gracias Raquel por ser tan chachi y compartir tus recetas, para mi ya eres mi reina de las pizzas pero desde hoy también lo eres de los postres.


Espero que os haya gustado y deseo que seáis felices.





5 may. 2016

Rosquillas Fritas

Voy a publicar esta que lleva guardada desde Semana Santa y por unos u otros motivos ahí se quedaba la pobre en espera, no quiero hacerla esperar más pues cuando la hice la publique en Instagram y tuvo mucho éxito.
Recetas de rosquillas hay muchas, yo antes hacia otra receta que al día siguiente quedaban súper duras, pero desde que descubrí esta ya no he vuelto hacer otra, para mi es perfecta, la masa manejable y por muchos días que pasen siempre están tiernas (aunque también tengo que decir que no me duran mas de tres días, ja,ja,ja).
Vamos con la receta.


Ingredientes:
  • 2 Huevos
  • 200 gr de Azúcar
  • 600 gr. de Harina
  • 100 ml. de Aceite
  • 100 ml. de Leche
  • 1 Sobre de Levadura de Repostería
  • Para aromatizar la ralladura de un limón o un chorrito de anís (opcional)

Elaboración:
-Batir los huevos enteros con el azúcar hasta que empiecen a blanquear.
-Añadir la leche y el aceite y mezclar hasta que se integre todo.
-Ahora sera el momento de poner el aroma elegido, si la utilizamos y la levadura.
-Es el momento de la harina que la tendremos tamizada y la pondremos poco a poco, yo pongo dos cucharadas y mezclo, hasta que no se integre no agrego otras dos, así hasta acabar con la harina.
-Como todas las harina no son iguales tendréis que usar el ojímetro y cuando la masa se vaya alisando y si metes un dedo aun estará un poco pegajosa pero casi a punto, es el momento de parar con la harina, si no corremos el riesgo de que queden duras.
-Lo más importante es tapar el recipiente de la masa con un trapo limpio y dejarla reposar una hora.
-En ese tiempo la masa se asentara y ya casi no se pegara a los dedos.
-Ahora pondremos aceite a calentar y estiraremos la masa, yo desde que hago pizza he dejado de utilizar el rodillo y lo hago con las manos, serán manías pero controlo mejor el grosor que le quiero dar.
-Hacemos las rosquillas, yo tengo este aparato que es super útil y rápido, además no es caro, pero también podemos usar un corta pastas o el tradicional vaso de agua y otro mas pequeño para el agujero central.
-Se ponen en el aceite caliente y ahora sera el momento en que la masa se esponjara, freír por ambos lados y al sacar poner en papel absorbente, sin que enfríen rebozar en azúcar y dejar enfriar antes de comer ( si podéis )







El interior tierno y esponjoso, es una receta sencilla y rápida de hacer aunque parezca larga por lo mucho que he escrito.
Esta receta se la quiero dedicar a mi amiga Mercedes, pues ambas compartimos receta desde que nos la dio una compañera en un curso que hicimos y fue ella la que descubrió el corta rosquillas, ahora imprescindible para mi, no sabéis lo bien que funciona, ja,ja,ja. Gracias Merce.


Espero que os haya gustado y deseo que seáis felices.