3 feb. 2017

Rosquillas Especiadas de Conchita

Hola, hace mucho que no publico nada y es que mi tiempo escasea, son demasiadas cosas las que quiero hacer y los días no me cunden.
La receta de estas rosquillas me la dio mi amiga y compañera de curso Conchita, recuerdo que un día trajo una bandeja de ellas a uno de los cursos que hacíamos y al probarlas y comprobar lo deliciosas que estaban no pude si no pedirle la receta, ella que es un encanto me la dio al momento y desde entonces la tengo entre mis recetas favoritas.
Es una masa fácil de hacer y manejable, aunque hay que mojar los dedos en aceite para manipularla mas rápido. las especias no se le notan mucho pero le dan su puntito, y lo mejor es que aguantan varios días sin ponerse duras y sin necesidad de guardarlas en caja hermética ni nada, las mías estaban en un plato tapadas con una tapa cubre tartas. Tal vez por eso duran tan poco, ja,ja,ja.
Vamos con la receta.


  Ingredientes:

  • 3 Huevos
  • 350 gr. de Harina
  • 125 gr. de Azúcar
  • 1 Cucharada de Manteca
  • 100 ml. de Leche
  • 1 Cucharadita de Levadura de Postres
  • Medio Chupito de Anís
  • 1 Cucharadita Rasa de Bicarbonato
  • 1/4 de Cucharadita de Canela
  • Una pizca de Nuez Moscada
  • La Ralladura de medio Limón

Elaboración:
- Batir los huevos con el azúcar, añadir la manteca ablandada unos segundos en el microondas, la leche y el anís.
- Añadir todas las especias, la ralladura, las levaduras y mezclar bien.
- Por último añadir la harina tamizada y amasar.
- La masa quedara algo pegajosa, (no echar más harina pues eso hará nuestras rosquillas mucho más duras).
- Poner a calentar aceite en una sartén.
- Mojar los dedos en aceite frió y coger porciones de masa, darles forma de rosquillas y aplanarlas con los dedos, meter con suavidad en el aceite caliente y dejar que se frían.
- Cuando estén pasarlas a un plato con papel absorvente para quitar el exceso de aceite y enseguida pasarlas a una fuente y espolvorear con azúcar.






Notas: He probado a freír las rosquillas sin aplastar entre los dedos y no engordan tanto cuando se están friendo, vosotros podéis hacer la prueba como yo.
Además me he dado cuenta que la anterior receta de rosquillas que tengo publicada también me la dieron en un curso, ¡Cuantas cosas se aprenden en los cursillos para marujas! ja,ja,ja.

Esta receta se la dedico a mi amiga Conchita, pues la receta sin ella no existiría. 
Muchas gracias por tu amistad y tu cariño, sabes que también tienes el mío, sigue cocinando así de bien y pasame las recetas, ja,ja.


Espero que os haya gustado y deseo que seáis felices.




8 comentarios:

  1. Me alegro de poder leer de nuevo tus recetas. Éste tipo de rosquillas fritas me encantan. Te han quedado con una pinta buenísima.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Cuanto me alegro de verte de nuevo por aquí, pero como bien dices lo primero es lo primero, esto es si podemos, no podemos matarnos por el blog, tu ven cuando puedas yo vengo igual a verte encantada. Las rosquillas son mi perdición y estas seguro que están deliciosas, para merendar en una tarde como la de hoy con temporal son ideales....Bess

    ResponderEliminar
  3. ¡Ay! Manoli, de cursos para marujas nada, que ahora está de moda la cocina y es muy trendy hacer un curso, jajaja...
    Seguro que si que es verdad que es de las mejores rosquillas que has probado nunca, y es que estas recetas con tanta solera, son de las que nunca fallan.
    Besos y me alegra mucho verte de nuevo por aquí guapa, que disfrutes del finde.

    ResponderEliminar
  4. Hola guapísima !!!
    Qué alegría verte de nuevo por tu blog, aunque sea de vez en cuando, no dejes de asomar la patita, que me encanta ver las cosas ricas que nos traes.
    En casa somos unos rosquilleros declarados, nos gustan todas Manoli, y desde luego las tuyas están bien ricas.
    Con ese primer plano que le has hecho y a estas horas, no sé si podré conciliar bien el sueño jaja
    Cursos de marujas? pero tú sabes lo que daría yo por tener tiempo para ir a uno de cocina y aprender cosas nuevas? así andamos todas, cojas de tiempo para todo . . . la vida y las obligaciones ¿verdad?
    Me llevaría alguna para el camino, no lo dudes.
    Besotes mi niña, feliz domingo.

    ResponderEliminar
  5. Bienvenida de nuevo Manoli, que has venido con fuerza, que maravilla de roscas, que me las llevo ahora mismo, que a mi madre que es la reina de los dulces fritos, le van a encantar. Gracias por compartirlas.
    Besos. Lola

    ResponderEliminar
  6. ¡¡Hola Manoli!! ¡¡Qué alegría verte por aquí de nuevo!! La verdad es que cuando se trabaja fuera de casa, el tiempo no da para mucho, y siempre hay que quitar tiempo de un sitio para dárselo a otro.
    Bueno, las rosquillas se ven estupendas, y mira que casi en cada casa, hay una receta distinta de rosquillas. Así que habrá que probar estas, que como bien dices, las especias le tienen que dar su puntito a estas rosquillas. Besitos y a ver si no te haces tanto de rogar y regresas más a menudo. ¡¡Feliz domingo!!

    ResponderEliminar
  7. Como me alegra ver que publicas de nuevo ,pintaza tienen estas rosquillas ,con tu permiso tomo nota seguro que estaran de rexupete no lo siguiente no hay mas que ver las fotos no dejan de decir comemeee.
    Si lo se no vengo por que no hay manera de que me vaya sin llevarme la receta jajajaja.
    Bicos mil wapisimaaaaa.

    ResponderEliminar
  8. Manoli me encanta verte por aquí, aunque sea fugazmente. Sé que ahora que estás trabajando la vida no te da para todo lo que te gustaría y a mí me ocurre otro tanto desde que llegó Lara, pero creo firmemente que al final encontraremos tiempo para ponernos al día.

    Me encantan estas rosquillas, me guardo la receta porque por la pinta que tienen y lo que cuentas de ellas tienen que estar de muerte.

    Por cierto, no desaparecieron por estar a la mano, desaparecieron por estar buenas. Si no me crees, por a la mano verdura de la que no les guste y verás cómo sigue ahí día tras día

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar

Lo más importante de este blog son tus comentarios, los cuales me encanta leer. Muchas gracias y espero que vuelvas pronto.